mobile header
20 June 2019 Academias nacionales llaman a acelerar la acción contra la contaminación del aire

Cinco academias científicas nacionales llamaron a los países de todo el mundo a adoptar con urgencia controles de emisiones y sistemas de monitoreo de calidad del aire…

Récit

Cinco academias científicas nacionales llamaron a los países de todo el mundo a adoptar con urgencia controles de emisiones y sistemas de monitoreo de calidad del aire para enfrentar el creciente problema de la contaminación atmosférica, el cual causa millones de muertes cada año.

En una declaración conjunta presentada en la sede de las Naciones Unidas en Nueva York, las Academias de Ciencias y Medicina de Alemania, Brasil, Estados Unidos y Sudáfrica solicitaron mayor financiación y acción a través de la creación de un nuevo pacto mundial contra la contaminación del aire.

"Si no enfrentamos con urgencia este desafío global, la contaminación del aire continuará teniendo un costo sorprendente en términos de enfermedades, discapacidad y muertes prevenibles, así como en costos de atención", dijo Marcia McNutt, presidenta de la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos.

“Necesitamos actuar mucho más decisivamente. Necesitamos aumentar las inversiones públicas y privadas a un nivel que corresponda con la escala de este problema", añadió.

La contaminación del aire causa alrededor de 7 millones de muertes prematuras cada año, y las personas vulnerables, como las mujeres, los niños y los ancianos, están en mayor riesgo. La evidencia científica muestra que la exposición a contaminantes puede provocar enfermedades cardíacas, asma, diabetes, eccema, cáncer y afectar el desarrollo cerebral de los niños.

La contaminación del aire también se ha relacionado con el cambio climático. Si pudiéramos disminuir los contaminantes climáticos de vida corta, como el metano y el carbono negro, podríamos reducir el calentamiento global en hasta 0,5 °C en las próximas décadas y evitar al mismo tiempo 2,4 millones de muertes prematuras.

Según las academias, el mayor causante de la contaminación del aire es la combustión de combustibles fósiles y biomasa para la generación de energía, la calefacción, la cocción de alimentos, el transporte y la agricultura. La polución del aire proveniente de combustibles fósiles es particularmente adversa para los seres humanos, ya que contiene grandes cantidades de material particulado que entra al cuerpo y perjudica los órganos.

Las organizaciones científicas exigieron que este problema prevenible, que genera grandes gastos, se aborde en conjunto con la mitigación del cambio climático y los esfuerzos para transitar hacia un desarrollo sostenible. En 2015, los costos económicos mundiales de las enfermedades causadas por la contaminación del aire en 176 países se estimaron en US$ 138 millones. 

Las academias recomiendan que todos los países hagan de la reducción de la contaminación del aire una prioridad al colocar controles de emisiones en la industria y adoptar combustibles limpios. Donde sea posible, las historias de éxito de ciudades y países individuales deben compartirse y usarse como lecciones para aquellos que luchan por mejorar la calidad del aire, añadieron.

Un pacto mundial sobre este tema alentaría a los gobiernos, las empresas y los ciudadanos a aumentar las inversiones en medidas concretas y a trabajar unidos para mejorar la calidad del aire en todo el mundo.

"La contaminación del aire no solo está dañando nuestro planeta y acelerando el cambio climático, sino que también se está robando millones de vidas", dijo Inger Andersen, Directora Ejecutiva del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente.

"Es alentador ver a la comunidad científica unirse y pedir una acción urgente frente a este problema verdaderamente global. Es hora de colocar la contaminación del aire en un lugar alto en la agenda política", añadió.

Publications récentes
Récit

« Si vous marchez le long de la rivière Bagmati dans la capitale népalaise, Katmandou, vous serez frappés par la …

Vidéo

Le secrétaire général des Nations Unies, António Guterres, s'est rendu aux Nations Unies à Nairobi, au Kenya, pour s'…